estimular crecimiento cabello

La newsletter que no enviarás a SPAM

Suscríbete y recibirás un 10% de descuento para tu primera compra.

¿Cómo estimular el crecimiento del cabello?

¿Has pedido a tu peluquero un corte moderno, con estilo y de tendencia pensando que saldrás de la peluquería con un bowl cut súper glamuroso, pero al final acabas con el mismo corte que el niño de los chocolates Kinder? No panic: es algo que les ha pasado a todas por lo menos una vez en la vida.

Tanto si has sido víctima de un corte equivocado o si simplemente deseas lucir una melena larga, brillante y deslumbrante tienes que saber que existen algunos trucos que te ayudarán a conseguir tu objetivo… aunque, por si acaso, quizás deberías buscar también un peluquero diferente :)

LOS ALIMENTOS QUE AYUDAN A REFORZAR Y A HACER CRECER EL PELO

Para que el cabello no solo mantenga un buen ritmo de crecimiento, sino también que crezca voluminoso y fuerte se necesita un aporte idóneo de aminoácidos, vitaminas y minerales que nutra de la forma correcta las células del folículo piloso. De lo contrario, el cabello crecerá apagado, fino y muy quebradizo (y en determinadas ocasiones puede llegar a caerse).

Aunque no exista una dieta definitiva para conseguir un cabello sano, sí existen alimentos que pueden ayudar a nuestra melena a crecer más y más fuerte, y entre ellos los tres grupos principales son:

1. Las proteínas

La explicación es muy simple: cuando ingerimos proteínas nuestro cuerpo produce aminoácidos. Y los aminoácidos son el elemento base para la producción de creatina, el elemento principal para un cabello fuerte y sano. Así que huevos, carnes y mariscos no deberían faltar si quieres presumir de pelo sano y brillante.

2. Las grasas saludables

Las grasas son un elemento esencial para el bienestar del cuerpo, y lo son sobre todo para la salud de la piel y del pelo. ¿El motivo? Son clave para garantizar una buena hidratación y permiten evitar que el pelo se reseque llegando a quebrarse con facilidad. Así que recuérdalo la próxima vez que decides empezar una dieta: elige reducir el aporte de azúcares y mantén las grasas (saludables) en tu vida.

3. Frutas y verduras

Son la base para presumir de melena: su contenido en vitaminas te ayudará a proteger el cuero cabelludo, elemento esencial para el crecimiento de tu cabello. ¿Quieres un consejo? Come las uvas con pepitas: hacerlo te ayudará con el aporte de polifenoles que tienen acción antioxidante y, además, estimulan el crecimiento del pelo.

UN BUEN CORTE PARA ESTIMULAR EL CRECIMIENTO DEL CABELLO

Ya nos imaginamos lo que estarás pensando: “¿Insinúas que para tener el pelo más largo lo tengo que cortar?” 

Puede sonar raro pero la respuesta es sí. O, mejor dicho, ni.

, porque si no se cortan regularmente, las puntas se hacen más débiles, se abren e impiden que la melena crezca fuerte y sana.

No, porque si el pelo no crece como te gustaría, probablemente el problema no está en las puntas, sino en la raíz. Si tenemos un cuero cabelludo obstruido, las puntas se irán debilitando y por cuanto cortemos no va a crecer más sano. En estos casos es necesario cuidar el cuero cabelludo con tratamientos específicos e intentar mantenerlo libre de impurezas usando champús delicados (y a ser posible sin químicos).

Sin embargo, esto no quiere decir que tengas que prescindir del “cortar las puntas” cada X tiempo (posiblemente cada dos meses); es necesario hacerlo para eliminar las puntas estropeadas y conseguir una melena con más cuerpo y más fuerza.

LAVA TU PELO CONSCIENTEMENTE

Seguramente ya lo sabrás: el lavado es la base de cualquier rutina de cuidado del cabello. ¿Qué puedes hacer? Elige un champú y un acondicionador sin sulfatos y en general productos que no sequen y que ayuden a mantener la hidratación. Y recuerda: es fundamental masajear el cuero cabelludo mientras estás lavando tu pelo: esto ayudará a estimular la circulación sanguínea y los folículos pilosos ayudando al crecimiento

UNA FUNDA DE ALMOHADA DE SEDA

Se dice que es uno de los secretos de las Kardashian: dormir sobre una funda de almohada de seda. ¿El motivo? La seda es extremadamente suave y evita al máximo la fricción durante las horas de descanso. De esta manera el pelo se encrespará infinitamente menos y esto ayudará a que no se abran las puntas. Y además parece que evita la formación de arrugas en la cara.

Quizás no es un consejo de lo más especifico para crecimiento, pero nos parecía demasiado interesante para no contarlo. 

 

 

UNA AYUDA EXTRA: LA SUPLEMENTACIÓN

Recuerda una cosa: todo lo que aplicamos a nuestro pelo en realidad no influye sobre su crecimiento: mejora su aspecto, le da más brillo y lo puede hacer más fuerte pero no ayuda a que crezca más.

Para que el cabello crezca más es necesario un aporte correcto de minerales, vitaminas y oligoelementos que, sin embargo, muchas veces escasean en nuestras dietas. En particular es necesario garantizar el aporte correcto de Vitaminas del Grupo B, Vitamina A y Vitamina C que estimulan el crecimiento y ayudan a prevenir la fragilidad, de Zinc para una acción vigorizante y anticaída y de antioxidantes que facilitan la microcirculación (esencial para facilitar la producción de queratina) y que protegen de la acción de los radicales libres.

Y como siempre: es necesario un aporte constante de todos estos elementos y debemos asegurarnos de que las cantidades asumidas a diario sean las suficientes. ¿Te parece complejo? En realidad, si sigues una dieta equilibrada no lo es, pero si necesitas un boost y quieres asegurarte la cobertura de todos los nutrientes necesarios, siempre puedes sacar fuera el comodín e incluir un suplemento, como por ejemplo nuestro B·Beauty Complex.

RECUERDA: LA GENÉTICA ES LA GENÉTICA

¿Llevas años intentando tener una melena como Elsa de Frozen pero nunca ha llegado a sobrepasar la altura del pecho? ¿Ya has intentado mejorar tu alimentación, usar los potingues más caros y poner tu residencia en la peluquería, pero no lo has conseguido?

Pues, desafortunadamente todo tiene una explicación: hay que tener en cuenta que el ritmo de crecimiento del pelo está programado genéticamente. La fase anágena (es decir, la fase en la que nos crece el pelo) puede variar de persona a persona y a lo mejor en tu caso simplemente la genética no ha previsto que la melena llegue hasta la altura de la cintura.

Pero si eres parte del club “la genética no quiere que sea Rapunzel” no hace falta desesperarte: ya te hemos dicho que el corte bowl cut es tendencia, ¿verdad?