¿Cuál es el mejor plan para eliminar la grasa abdominal en mujeres?
La newsletter que no enviarás a SPAM

Suscríbete y recibirás un 10% de descuento para tu primera compra.

TU ALIADO NATURAL
PIPER NIGRUM STRONG
Gracias a la acción termogénica y saciante del Capsimax (Pimienta de Cayena) y el Guaraná y el efecto positivo sobre el metabolismo de la Colina y el Cromo, Piper Nigrum Strong es el aliado perfecto de una dieta quemagrasas dado que no solo ayuda a alcanzar el déficit calórico más fácil, sino también a eliminar la grasa.
Más info
TU ALIADO NATURAL
PIPER NIGRUM STRONG
Gracias a la acción termogénica y saciante del Capsimax (Pimienta de Cayena) y el Guaraná y el efecto positivo sobre el metabolismo de la Colina y el Cromo, Piper Nigrum Strong es el aliado perfecto de una dieta quemagrasas dado que no solo ayuda a alcanzar el déficit calórico más fácil, sino también a eliminar la grasa.
Más info

¿Cuál es el mejor plan para eliminar la grasa abdominal en mujeres?

¿Cuál es el primer resultado visible que anhelamos ver cuando empezamos una dieta? Ver nuestra barriguita más plana y por supuesto con menos grasa abdominal. Pero ¿es posible quemar grasa SOLO en un punto concreto con una dieta o un producto? Lamentablemente no: no es posible quemar grasa localizada. Es decir, no existe una dieta específica, ni un producto que actúe exclusivamente de por si SOLO sobre la zona abdominal (y el que diga que sí quizás le convendría dar un repaso a su conciencia, pero hoy no va de eso el tema).

Lo único científicamente demostrado es que, mediante estimulación mecánica (contracciones musculares que incrementan el flujo sanguíneo y la temperatura local) sí se podría quemar hasta cierto punto algo de grasa localizada (favoreciendo la lipólisis). 

TU ALIADO NATURAL
PIPER NIGRUM STRONG
Gracias a la acción termogénica y saciante del Capsimax (Pimienta de Cayena) y el Guaraná y el efecto positivo sobre el metabolismo de la Colina y el Cromo, Piper Nigrum Strong es el aliado perfecto de una dieta quemagrasas dado que no solo ayuda a alcanzar el déficit calórico más fácil, sino también a eliminar la grasa.
Más info

Dicho esto, no queremos desanimar a nadie, porque no hemos dicho que no se puede quemar grasa abdominal, sino que no se puede quemar SOLO grasa abdominal. Lo que sí se puede es, mediante una serie de ejercicios, cambios en la alimentación y en el estilo de vida y con la ayuda de algún suplemento natural favorecer la quema de grasa general y por supuesto, también la del abdomen y pensándolo…esto es aún mejor. Así que allá vamos… 

La dieta para quemar la grasa abdominal: lo que cuenta es el déficit calórico 

¿Cuál es la mejor dieta para reducir la grasa abdominal? La que a ti te sienta bien, sea compatible con tu estilo de vida y puedas mantenerla a largo plazo. Así que puedes elegir entre la dieta keto, el ayuno intermitente, una dieta alta en proteínas o una dieta baja en calorías estándar.

Pero, para quemar grasas y perder peso lo que necesitas lograr es un déficit calórico, esto quiere decir que tienes que gastar más calorías de las que aportas a tu cuerpo a través de alimentos y bebidas.

Y la mejor forma para conseguirlo (y la más eficaz) es acompañar la dieta de ejercicio físico regular teniendo siempre en cuenta el déficit calórico.

9. Legumbres hasta en la sopa

Un estudio reciente de la Universidad Brigham Young (USA) demostró que las mujeres que consumían legumbres frecuentemente tenían menos grasa corporal y menor circunferencia de cintura. Para reducir la grasa abdominal, consume legumbres en ensaladas, sopas, salsas y hasta como snacks. Los garbanzos horneados con hierbas son un excelente tentempié.

Existe una enorme variedad de legumbres, con distintos tamaños, sabores, colores y texturas. Además, las legumbres evitan esos “picos” de azúcar y de insulina, de que hablaremos después y, por ello, tu cuerpo producirá menos grasas.

8. Fuera azúcares simples y harinas refinadas 

Las harinas blancas y los azúcares simples (azúcar común, azúcar moreno, golosinas, helados, mermeladas, bollos, cereales aparentemente fit para el desayuno) se absorben rápidamente y, como resultado, hacen que tu nivel de glucosa en sangre se eleve bruscamente. Tras este “pico”, se produce una liberación de gran cantidad de insulina para decidir qué hacer con tantos azúcares. Dado que el glucógeno se almacena en cantidades limitadas… ¿adivina adónde van a parar los azúcares y las harinas blancas? Exactamente. A tu tejido adiposo, para formar esas protuberancias de grasas que tanto te molestan. Además, dificultarán enormemente alcanzar el tan necesario déficit calórico. Este efecto se produce tanto con la fructosa, como lo ha demostrado un estudio de The Journal of Clinical Investigation, como con otros alimentos (como los citados anteriormente) con alto IG (índice glucémico).

7. Un empujoncito a tu dieta quemagrasas con suplementos naturales

Existen sustancias (naturales) que pueden ayudar a conseguir los objetivos propuestos en una dieta para perder grasa más fácil. Una de estas sustancias es la cafeína, famosa por su efecto termogénico y la otra es la capsaicina, presente en los alimentos picantes. De allí viene la creencia que el “picante adelgaza”. Por este motivo hemos unido estos dos ingredientes en nuestro PIPER NIGRUM STRONG que contiene Capsimax®, proveniente de la pimienta de Cayena (porque sabemos que desayunar con entre 5 y 10 g de chile no es para todos) y Guaraná, naturalmente rica en cafeína. Además, lo hemos enriquecido con Colina y Cromo que contribuyen al correcto funcionamiento del metabolismo, clave para quemar grasa y perder peso.

6. Más fibra 

Dejar las harinas, los panes y las galletitas no es sencillo, especialmente si buscas adquirir hábitos alimentarios saludables que puedas sostener a largo plazo. Recuerda que, si vuelves a tus antiguas costumbres, también volverán esos kilos de los que te quieres deshacer.

Cámbialos por alimentos de grano entero en vez de refinado (blanco), semillas, legumbres, fruta y verdura fresca al natural, frutos secos. La fibra de estos alimentos, al no digerirse o metabolizarse solo en parte, hace que te sientas saciada (no tengas hambre) durante muchas horas facilitando así el déficit calórico.

5. Prueba nuevas formas de preparar tus frutas y verduras

Los helados a base de plátano, mango y frutos rojos congelados son imbatibles. Su textura es cremosa y resultan súper refrescantes. Fáciles de hacer, aptos para toda la familia y libres de azúcares añadidos. ¡No tienes excusas para no probarlos!

Las verduras salteadas con un poco de aceite de oliva virgen extra, el puré y el risotto de coliflor, la mayonesa de zanahoria y la verdura a la parrilla son una forma mucho más atractiva de incorporar este grupo de alimentos.

4. Que no falten las proteínas magras

Los pescados, los huevos y las carnes con poca grasa son aliadas para reducir la grasa abdominal, además combinados con deporte favorecen la ganancia de masa muscular. Su valor de saciedad es alto, por lo que nos podrían ser de gran ayuda si nos cuesta conseguir el déficit calórico. También son fuente de hierro, clave para prevenir la anemia tan frecuente en las mujeres. Busca los cortes más magros como el pavo, el pollo, el conejo, el magro de cerdo, el lomo o el solomillo de ternera, el atún y evita utilizar demasiado aceite para su cocción.

3. Grasas sí, pero buenas 

La grasa de por sí no es mala, de hecho, es esencial para nuestra supervivencia. Lo que puede ser malo es el tipo de grasa que consumimos. Ya hemos hablado muchas veces de la importancia de la grasa buena en una dieta y de lo importante que es excluir lo máximo posible las grasas trans y las grasas saturadas.

En cambio, optar por grasas monoinsaturadas como el AOVE y ácidos grasos poliinstaturados como los frutos secos, el aguacate y el pescado azul que además son ricos en Omega 3 y Omega 6, que contribuyen a la reducción de la inflamación y la sensibilidad a la insulina, favoreciendo la pérdida de peso, además de actuar como reguladores de metabolismo.

2. Descansar y moderar el alcohol también son parte del plan

No conseguirás disminuir la barriguita si duermes menos de 6 horas, ya que la falta de sueño produce un aumento del apetito y alteraciones en el funcionamiento de hormonas claves en la regulación del peso y la adiposidad.

Además, para reducir grasa abdominal deberás decirle adiós al alcohol o al menos reducirlo al máximo. Aporta muchísimas calorías y, como no tienes dónde almacenarlo, hasta que no lo gastas por completo, no utilizas la energía de tus alimentos. El resultado: tus comidas son convertidas en grasa corporal.

1. Agua: el secreto de la juventud eterna y de tu vientre plano 

La correcta hidratación del cuerpo está involucrada en múltiples funciones del organismo, incluida la acumulación de grasa. Varios estudios, como el de la Facultad de Farmacia de Universidad San Pablo-CEU han establecido una relación entre el equilibrio hídrico el control del peso, la prevención de sobrepeso y obesidad y una mejor composición corporal, es decir más masa magra y menos masa grasa.

Ejercicios para quemar la grasa abdominal y tener un vientre plano

Como explica una publicación de la Universidad del Norte de Florida, Pinterest, YouTube e Instagram (solo por citar algunos ejemplos) están repletos de ejercicios y rutinas para quemar la grasa abdominal. Sucede que cuando empiezas a entrenar, tu cuerpo obtiene energía de las grasas de distintas zonas, es imposible que solo gaste la que se localiza en tu abdomen. Lamentablemente para todas nosotras, no funciona así.

Las rutinas cardio, el HIIT y el Tabata son ideales para quemar calorías y grasas. En todo caso a continuación te dejamos algunos ejemplos de ejercicios que podrás hacer en casa. Haz entre 4 y 5 series. Repite cada ejercicio durante 35 segundos y descansa 20 segundos entre cada ejercicio. Conforme vayas cogiendo confianza y fuerza puedes ir aumentando el tiempo de repeticiones.

EJERCICIO Nº1

EJERCICIO Nº2

EJERCICIO Nº3

EJERCICIO Nº4